Overblog Seguir este blog
Administration Create my blog

Presentación

Texto Libre

Estadísticas del Blog desde su creación al 31 de julio de 2013

 

 

 Fecha de creación: 19/02/2009
 Páginas vistas:  283 129 (total)
 *Visitantes únicos: 191 825
 Día récord: 05/06/2013 (5720 Páginas vistas)
 Mes récord: 10/2012 (19 456 Páginas vistas)

* Número de personas diferentes que visitaron tu blog en un día

 

 

 

 

visitantes online

reloj para blog html clock for websites contador de usuarios online
20 septiembre 2013 5 20 /09 /septiembre /2013 20:14

Con motivo del Día del Maestro, el pasado 11 de septiembre el Gobierno nacional subió a la cuenta oficial de Casa Rosada en Youtube un video titulado Enseñar con alegría. El video aparece “firmado” por Presidencia de la Nación y muestra a los alumnos de la Escuela EPB Nº 13 de Campana, provincia de Buenos Aires, quejándose porque sus maestras no son lo suficientemente “divertidas”.

“Me encanta venir al colegio, pero solo hay una cosa que me molesta: las maestras son muy serias”, dice una alumna de primaria. A ella se suma otra que reclama: “¡Son muy amargas!”. Otro estudiante asegura: “Si se soltaran un poco más, me darían más ganas de venir a la escuela”. Como si el mensaje no hubiera quedado claro, una cuarta alumna se queja: “Ojalá fueran más divertidas. No se animan a nada”. Y luego otra más exige: “¡Por favor, más alegría!”.

Mientras tanto, las docentes bailan en segundo plano, agitan los brazos como si acompañaran un tema de Piñón Fijo y hasta se animan a ensayar pasos de vedette en las escaleras de la escuela. Todo sea para complacer los deseos de los estudiantes, que son los verdaderos protagonistas del video. En el momento más “divertido”, mientras uno de los chicos canta “La llave” de Abel Pintos en medio del patio, su maestra baila detrás, tratando de parecer “menos amarga”.

La única voz docente se escucha al principio, cuando la música de fondo todavía no suena alegre sino “seria” y monótona. Una maestra se atreve a decir, con voz “aburrida”: “Vamos, vamos, chicos, al aula. Rápido, entren”. Los alumnos la obedecen resignados.

Estudiar, aprender, enseñar, educar son palabras que no se pronuncian en el minuto y medio que dura el corto. Gracias tampoco aparece. En el Día del Maestro, lo único que el Gobierno nacional les dice a los docentes es que “se suelten” para que los chicos tengan “más ganas” de ir a la escuela. Del video se desprende que lo más importante es que los chicos no se aburran: tal vez, para sus autores, el docente ideal se parezca bastante a esos presentadores de televisión dispuestos a hacer cualquier monería con tal de entretener a los espectadores.

 

Para ver el video: http://www.clarin.com/sociedad/Insolito-video-Dia-Maestro_0_995900404.html

 

Repost 0
Published by serale
Comenta este artículo
19 septiembre 2013 4 19 /09 /septiembre /2013 22:18

Por Horacio Sanguinetti

 

La actual crisis de la escuela secundaria no viene de 1810, sí tal vez tenga ya 70 años. Posiblemente se haya originado entre 1945 y 1950, hasta entonces tuvimos una gran escuela secundaria, era lo mejor que teníamos. La crisis comienza a partir de cambios en la situación social en el país y en el mundo con la segunda posguerra. El impulso sarmientino duro hasta ese momento.

Es cierto, la obra de Sarmiento no logró que todos los habitantes del país fueran a la escuela primaria, pero su labor fue apabullante, fundó en promedio más de una escuela por día. Y eso es lo que necesitamos en la actualidad, que la Nación tome las riendas de una acción enérgica. La llamada federalización del sistema educativo sin el financiamiento correspondiente fue un grave error, porque hay distritos que carecen de recursos y otros que no tienen un gran compromiso con el desarrollo de la educación. Hay zonas del país en las que la situación es muy mala.

De todos modos, ante la situación actual, las tomas de escuelas son la peor respuesta posible. Las asambleas que las deciden son antidemocráticas, no se sabe quiénes participan en ellas, qué votan, quiénes votan, es el peor sistema desde el punto de vista democrático.

Sin embargo, esto no hace menos cierto que las modificaciones propuestas para la escuela secundaria merecen un debate extenso y complejo, del que esperamos poder participar desde la Academia Nacional de Educación. Cambios como la reducción de horas dedicadas a la enseñanza de Historia son preocupantes.

Repost 0
Published by serale
Comenta este artículo
19 septiembre 2013 4 19 /09 /septiembre /2013 21:08

Por Ricardo Roa

El ministro Sileoni ha dicho todas o casi todas las zonceras que se pueden decir y cualquiera podría pensar que lo que dijera en adelante sólo podía ser una sensatez. Pero no.

Mientras se propaga la toma de colegios, se preguntó por el origen de la crisis educativa y él mismo se respondió: todo proviene de la Revolución de Mayo. “Si se dice que éste es un sistema en crisis, dígalo desde 1810 porque si no pareciera que hay un pasado dorado que no ocurrió”.

Es una explicación que puede tranquilizarlo pero lo que dijo no tiene ninguna explicación.

Los culpables de la decadencia educativa son los revolucionarios de Mayo.

Y eso siempre y cuando no se quiera ir más atrás. Moreno, que fundó la Biblioteca Nacional, y Belgrano, que fomentó abiertamente la educación y la apertura de escuelas para mujeres, ¿qué fueron? ¿los pioneros de la crisis?

Hay otra frase del ministro que merece la pena ponerle el ojo: “Tenemos problemas pero no hemos retrocedido”. Así como suena.

Es la ilusión de que no existe lo que no se acepta. Han caído los resultados de calidad, se gradúan menos chicos, expulsamos alumnos de las estatales a las privadas y tenemos más jóvenes ni-ni, que no estudian ni trabajan. ¿Esto no significa un retroceso para el ministro?

Pero Sileoni puede decir una cosa hoy y mañana otra muy distinta. En julio del año pasado sostenía que la toma de colegios era “un triunfo de la democracia y un triunfo de la educación. Es una cocina de participación democrática”. Ahora dice: “No queremos tomas, queremos que haya clases en todas las escuelas”. Las ocupaciones del 2012 fueron como las de ahora contra la reforma de los planes de estudio ¿Por qué cambió?

Respóndase usted mismo: Opción 1) Se dio cuenta de que si hay tomas no hay clases, que es el peor costo que puede haber en educación. Opción 2) Las tomas del 2012 estaban en parte impulsadas por grupos kirchneristas y las de estos días son motorizadas por la izquierda trotskista. Acertó.

Nadie debería oponerse a que los chicos militen: la politización es una buena noticia, refleja conciencia.

Pero a menudo el conservadurismo se enmascara de progresismo. Los programas y los contenidos de la secundaria porteña no han sido tocados en los últimos 50 años. Los cambios que busca aplicar Macri llevan la firma del Consejo Federal que integran todas las provincias y cada jurisdicción debe adoptarlos.

Conceptualmente consisten en reducir las orientaciones de los bachilleratos de 158 a 10, como ya existe en el interior.

Acá los colegios siguen atrapados en una currícula que fue útil en el pasado y es inútil para el futuro. Se puede estar de acuerdo o no con esta reforma pero no con la necesidad de la reforma. La educación está en un período de regresión. Sin cambios, se desactualiza y se petrifica y eso no va a mejorar ni con zonceras ni con tomas.

Repost 0
Published by serale
Comenta este artículo
19 septiembre 2013 4 19 /09 /septiembre /2013 20:13

Sileoni: “Si hay crisis en la educación, es desde 1810”

El ministro de Educación de la Nación, Alberto Sileoni, volvió a patear la pelota afuera. Ayer, cuando en un programa radial le preguntaron por los indicadores negativos que arroja la gestión educativa del kirchnerismo, trató de defenderse con el siguiente argumento: “Si hay crisis en la educación, es desde 1810”.

Sileoni le dio una entrevista al programa que conduce Reynaldo Sietecase por Vórterix Rock FM, en el marco del creciente conflicto por la toma de escuelas en la Ciudad. Ayer sumaban 7 los establecimientos ocupados por los alumnos. El ministro, luego de repetir que está “a favor de que haya clases”, respondió a cuestiones más generales sobre la gestión educativa nacional.

“Hay procesos, y si se dice que éste es un sistema en crisis, dígalo desde 1810, porque si no pareciera que hay un pasado dorado que no ocurrió”, afirmó Sileoni. Sin repreguntas, siguió: “No debemos ocultar la realidad, pero a veces tirar realidades que pareciera que hablamos de un sistema en un estado terminal (sic) no me parece correcto, porque no es así”.

No es la primera vez que el titular de la cartera educativa justifica con este tipo de argumentos las dificultades de su gestión para mejorar el rendimiento de los alumnos y estudiantes argentinos. Hace poco más de un mes, para responder a una nota de Clarín sobre la persistencia de las desigualdades educativas en el país, se justificó: “Recién llegamos al 6,4% del PBI hace dos años. Países como Corea o Finlandia empezaron sus reformas en 1960”. Pero en realidad los registros indican que el país llegó a ese nivel presupuestario en 2009.

Ahora, no sólo especialistas salieron a polemizar con los dichos del ministro, sino que los datos objetivos vuelven a desmentirlo. Los archivos registran otras décadas de mejoras indiscutibles del sistema educativo argentino, a lo que le siguió una etapa de depresión y estancamiento que todavía sigue, pese a que aumentó el presupuesto.

Por ejemplo, la tasa de analfabetismo pasó del 77% en 1869 al 4% en 1991 y de allí en adelante esas cifras quedaron virtualmente estancadas. Lo propio sucedió con la tasa neta de escolarización en la secundaria, que pasó del 32,8% al 71,5% entre 1970 y 2001, o del 87,1% al 97,9% en la primaria durante el mismo período. Pero hoy sólo la mitad de los que cursan el nivel medio lo termina en tiempo y forma, según reconoció Sileoni en la entrevista de ayer.

Las universidades argentinas, y sobre todo la de Buenos Aires, estuvieron a la vanguardia en la región, mientras que actualmente figuran ampliamente superadas por las brasileñas y las mexicanas, según revelan los rankings internacionales.

Algunos flashes de aquel esplendor: en 1962 comenzaba la construcción del primer pabellón de la Ciudad Universitaria; entre 1959 y 1964 la Facultad de Ciencias Exactas incrementó su población estudiantil en un 60% y Filosofía y Letras en un 146%, según recuerda Pablo Buchbinder en Historia de la universidades argentinas.

“En la Argentina del siglo XIX y buena parte del XX la educación representaba el más importante elemento de movilidad social, y la escuela primaria en la Argentina era un modelo en América latina por la condición de igualdad que generaba entre los chicos de diferente situación socioeconómica”, recuerda el especialista en políticas públicas Gabriel Sánchez Zinny en el reciente libro Apuntes para el debate sobre política educativa en la Argentina, un texto que firmó junto al ministro de Educación de la Ciudad, Esteban Bullrich.

Como contracara, en la última década, varios indicadores mostraron eso que Sileoni reclamó en la entrevista de ayer no presentar ante la opinión pública como si fuera el “apocalipsis” o un “estado terminal”. El gasto en educación pasó del 4% en 2003 al actual del 6,4%, pero en las evaluaciones internacionales la Argentina no paró de descender. No mejoraron los índices de deserción y repitencia. Y la cantidad de escuelas de doble jornada está muy lejos del 30% que exige la Ley de Financiamiento Educativo.

Otro fuerte problema es la desigualdad en el acceso a la educación, pese a que uno de los caballitos de batalla del Gobierno es la inclusión. El déficit en la enseñanza de materias clave como computación es del 59,7% en la escuela primaria entre la población más pobre, mientras que en los estratos superiores se reduce al 21,3%. En idioma extranjero, la relación es del 56,4% contra el 18,5% entre los chicos de 6 a 12 años.

Los resultados de la prueba PISA, que cada tres años realiza la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) entre los alumnos de 15 años de más de 60 países, también muestran un permanente retroceso. Ante esos resultados el ministro también había ensayado en su momento una evasiva, al cuestionar el método de evaluación.

Desde el Centro de Implementación en Políticas Públicas para la Equidad y el Crecimiento (CIPPEC), describen el modelo fundacional de aquel sistema educativo del país: “Fuerte presencia del Estado a través de la formación docente, el sistema de inspección y el control de los nombramientos; recomendaciones y verificación de que se cumplieran”. En el inevitable presente, Sileoni lanzó ayer también frases contradictorias: “No hemos retrocedido”, dijo. Pero también: “Queremos reconstruir la nación educativa”.

clarin.com

Repost 0
Published by serale
Comenta este artículo
19 septiembre 2013 4 19 /09 /septiembre /2013 10:04

Es una opinión que logró consenso entre los principales protagonistas de la educación del país. La calidad educativa de mal en peor: el 52% de los adolescentes argentinos no comprenden lo que leen y sólo el 44% termina el secundario en tiempo y forma. Argentina ocupa el puesto número 7 respecto de su calidad educativa en la región y más del 15 % de los jóvenes integran el grupo "ni, ni" : ni estudian, ni trabajan. ¿Por qué  la sociedad y la  política aún no despiertan?

 

 

 

Si repasamos las últimas "calificaciones" que obtuvo la Argentina en el grupo de exámenes internacionales que luego permiten construir los índices e indicadores de calidad educativa de todos los países del mundo, los números nos atraviesan como dagas a toda la sociedad.

Porque las cifras demuestran que la cuestión acerca de la calidad educativa es un desafío urgente e involucra a todos losargentinos y aleja la imagen de la Argentina calificada, que supo ser el país modelo y con la mejor educación de América Latina .

Hoy Argentina, a 125 años de la muerte de Domingo Faustino Sarmiento, ocupa el séptimo lugar en el ranking de países según su calidad educativa, detrás de Brasil, Chile, Colombia, México y Uruguay. 

"La calidad educativa está en situación de emergencia", fue una de las conclusiones consensuadas entre los principales referentes del sector entre autoridades nacionales, de la ciudad y del mundo que participaron del V Foro de Calidad Educativa que organiza anualmente la asociación civil Proyecto Educar 2050, en el marco de la Semana de la Educación.

Según el último Informe del Programa Internacional para la Evaluación de Estudiantes o Informe PISA (por su sigla en inglés: Program for International Student Assessment), el 52% de los adolescentes argentinos de 15 años no comprenden lo que leen, y este es un dato que se sostiene en el caso argentino desde al año 2000. El PISA se realiza cada tres años en varios países con el fin de determinar la valoración internacional de los alumnos y es llevado a cabo por la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE). 

"El primer gran déficit que tiene nuestro país en materia de calidad educativa es la gran desigualdad, que establece diferencias importantes entre regiones y ciudades. En las zonas de mayor pobreza estamos dando la peor educación, cuando la Ley de Educación Nacional exige lo contrario. Las mejores escuelas deberían estar en las zonas más necesitadas", explica Manuel Álvarez Trongé, presidente de la ONG Proyecto Educar 2050. 

Según Álvarez Trongé, otro de los grandes desafíos pendientes en la Argentina para lograr calidad educativa es el colegio secundario: "Según las últimas cifras del Ministerio de Educación de la Nación, el 56% de los chicos no lo terminan y sólo lo completan en tiempo y forma el 44 por ciento".  

Bajo el lema "Educar mejor es urgente", los principales referentes del sector se sentaron a debatir durante el Foro y las conclusiones fueron unánimes al señalar el resquebrajamiento de la calidad de la educación hoy en la Argentina y hasta hicieron un mea culpa, incluido el Ministro de Educación de la Nación, Alberto Sileoni, quien estuvo a cargo del cierre. 

La apertura fue del ministro de Educación de la Ciudad de Buenos Aires, Esteban Bullrich, quien comenzó con un panorama preocupante: "El 25% de los alumnos que cursan la enseñanza obligatoria en el país (primario y secundario) alcanza buen nivel educativo y el restante 75% no tiene los niveles mínimos necesarios y suficientes para considerar que el menor esté educado".  El ministro hizo un fuerte llamado a terminar con el "fraude educativo" y convocó a los políticos a encarar el tema con visión estratégica de país.

La última mesa de Política Educativa comenzó con un video de una entrevista al ex ministro de Educación de la Nación, Juan Carlos Tedesco, quien señaló que debería declararse de manera urgente la "Emergencia Educativa" en determinadas jurisdicciones del país. También hizo referencia a la necesidad de fijar metas a 10 años y que se apruebe su financiamiento por ley.

La jefa de Educación del BID, Emiliana Vegas, expuso un análisis profundo de la realidad en la región con datos y cuadros estadísticos muy detallados, y remarcó la situación argentina como una de las más graves en la región, especialmente en lectura. También señaló la necesidad de que los países que están entre los de menor desempeño (como la Argentina) tengan el objetivo de alcanzar los niveles de calidad mínimos fijados para todas las escuelas del país.

La ley que no alcanzó 

¿Cuáles son las causas principales de esta situación de emergencia educativa? 
"Tenemos que despabilarnos como sociedad y entender en profundidad el concepto y el desafío de educar. No es sólo una responsabilidad del Estado; el desafío es de la sociedad argentina en su conjunto. La política tiene que tomar a la educación como desafío electoral, y la sociedad se lo tiene que pedir. Está faltando liderazgo educativo en nuestro país", refuerza Álvarez Trongé". 

En el año 2006, en la Argentina se sancionó la nueva Ley de Educación Nacional, que reemplazó el marco jurídico que regía en nuestro país desde 1993, logrando consenso mayoritario de la comunidad educativa y política. Si bien la letra de la ley basó sus principios básicos sobre la equidad, la justicia, la solidaridad y el bien común, no alcanzó para revertir la profunda desigualdad y la situación de escolarización degradada en la que se encuentran muchísimos argentinos. 

"La Ley de Educación Nacional es muy buena, y eso también hay que decirlo; el gran problema es que no se aplica, no se cumple", advierte Álvarez Tronge. La ley tiene una serie de artículos muy precisos sobre cómo deben destinarse los recursos educativos para evitar la desigualdad; establece que el secundario es obligatorio y ésto debe exigirse".  


La generación "ni, ni"

Tristemente, ya tienen nombre de pila: son los chicos "ni, ni" (ni estudian, ni trabajan) y representan en la Argentina entre el 10% y el 15 % de la población juvenil, según los últimos informes realizados en base a datos del INDEC. Es la franja joven que aún no ha podido vencer el cerco de la ignorancia. 

Alieto Guadagni, en una de las mesas del Foro, se refirió al fenómeno objetando la falta de cifras para encararlo: "Es muy importante contar con datos fidedignos, como ocurre en países vecinos que están mejorando su nivel educativo como Brasil, Uruguay y Chile". Y resaltó como contraste la prohibición del Art. 97 de nuestra Ley Nacional de Educación, que no permite la utilización de esta información por estigmatización, lo cual no ayuda al desarrollo de la calidad.


Las conclusiones

Pasados 125 años de la muerte de Domingo Faustino Sarmiento y en la semana donde se celebró el Día del Maestro en su honor, fueron más de 40 organizaciones las que se reunieron para convertir a la educación en una pasión argentina, entre el domingo 8 y el sábado 14 de septiembre.



Las organizaciones que se sumaron a esta iniciativa fueron: Proyecto Educar 2050, Aiesec, Apaer, Cimientos, Confederación de la Sociedad Civil, Connecting Schools, Consejo Económico y Social de la Ciudad de Buenos Aires, Cruzada Patagónica Argentina, Edu CREA, EDUCERE "Docentes por un mañana", Fe y Alegría Argentina, Foro de Educación del Bicentenario, Fundación Compromiso, Fundación del Tucumán, Fundación Enseñá por Argentina, Fundación Equidad, Fundación La Nación, Fundación Leer, Fundación Padres, Fundación Ruta 40, Fundación Temaikén, Huerta Niño, Luminis, Manos Abiertas, Minkai, Misiones Rurales Argentinas, Pequeños Gestos, Red Impacto, Techo, Asociación Guías Argentinas, Grupo San Felipe, Scouts de Argentina, Junior Achievement, Consejo Publicitario Argentino, YMCA y Conciencia.

Para Guillermina Tiramonti, de FLACSO, las falencias educativas afectan a todas las clases sociales en un sistema absolutamente fragmentado. Las escuelas públicas se enfocaron en las clases medias bajas y bajas; en cambio, el sector privado puso su ojo en los sectores con recursos medios y altos.  

Por su parte, el senador nacional Ernesto Sanz hizo una recorrida histórica por la educación en nuestro país desde la Ley 1420 y explicó la importancia del compromiso político en la cuestión con un enfoque detallado en "tener información sobre cómo se piensa manejar el dinero invertido en educación". Y aseguró que en el país se desperdició dinero y tiempo, y que se perdieron los objetivos planteados. "Hoy la escuela tiene dinero, pero carece de rumbo y estrategias". Su propuesta es lograr un nuevo pacto educativo entre escuelas, docentes, alumnos, Estado, sindicato, familias y sociedad que permita un cambio de enfoque para mirar a la educación como prioridad y mejorar la calidad", expresó Sanz.


Sobre Proyecto Educar 2050
 

Es un grupo de personas comprometidas con la buena educación que trabaja en la práctica (con escuelas de muy bajos recursos) y en la teoría (impactando en política pública para lograr mejor educación). La visión de Proyecto Educar 2050 es colocar a la Argentina en un lugar de liderazgo que supo tener entre los países de mejor educación del mundo. Más información: www.educar2050.org.ar

"Queremos convertir a la calidad de la educación en una pasión argentina, la educación atraviesa todo. Por ejemplo, con el trabajo que estamos haciendo en la región del Impenetrable en la provincia de Chaco, vemos que esta transformación es posible", dice Álvarez Trongé.

La educación es para la sociedad una fuerza vital para avanzar, para crecer y desarrollar a las generaciones futuras, y es el vector fundamental para lograr igualdad y combatir  la exclusión. 

"Apelamos a que la sociedad argentina ponga toda su pasión en la educación, porque cuando lo hace se logran muchas cosas. Y la clase política, así como se ocupa y establece agenda con la inseguridad y la inflación, tiene que tomar definitivamente a la educación como bandera. Lo que nos tiene que unir como argentinos es una mejor educación", concluye Álvarez Trongé.

Infobae

Repost 0
Published by serale
Comenta este artículo
18 septiembre 2013 3 18 /09 /septiembre /2013 10:37

MIAMI.-Aunque la noticia no generó grandes titulares en el resto del mundo, México y Brasil acaban de aprobar históricas reformas educativas que podrían ayudar a que los dos países más grandes de América latina ingresen en el Primer Mundo en las próximas décadas. Es cierto que las nuevas leyes firmadas por el presidente mexicano, Enrique Peña Nieto, y la presidenta brasileña, Dilma Rousseff, podrían diluirse al ser implementadas. Pero representan el paso más importante en más de cinco décadas para mejorar los pésimos estándares educativos de la región.

Peña Nieto firmó el 10 de septiembre un paquete de leyes educativas que introduce evaluaciones obligatorias a los maestros y reduce el poder del hasta ahora todopoderoso sindicato docente del país.

Hasta ahora, según una ley de 1963, el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación de México, o SNTE, elegía el 50% de los docentes del país, mientras el 50 restante era designado por el Estado. Esto generaba un sistema corrupto en el que decenas de miles de maestros recibían un sueldo sin ir a clases y los maestros que se retiraban podían vender sus empleos vitalicios o se los dejaban como herencia a sus hijos, sin ningún filtro.

La nueva ley, que está provocando violentas protestas por parte de un sindicato radical disidente, establece que tanto los nuevos maestros como los que están en funciones deberán someterse a un examen nacional de evaluación. Los candidatos a maestros tendrán dos oportunidades de aprobarlo para ser contratados y los maestros en ejercicio tendrán hasta tres oportunidades de aprobarlo para poder seguir enseñando o ser ascendidos.

La reforma educativa de México fue aprobada por el Congreso tras un creciente descontento público por el hecho de que México ocupa los últimos puestos en los exámenes internacionales de estudiantes, como el test PISA, de la Organización Económica para la Cooperación y Desarrollo.

En Brasil, Rousseff firmó el 9 de septiembre una ley que destina el 75% de los ingresos petroleros a la educación y el 25 restante a la salud. El Congreso brasileño había aprobado la reforma en medio de manifestaciones callejeras de millones de personas que exigían un mejor sistema educativo, en las que algunos manifestantes sostenían pancartas que decían: "Menos fútbol, más educación".

Se estima que, como resultado de los grandes descubrimientos petroleros anunciados recientemente, la nueva ley inyectará más de 30.000 millones de dólares en el sistema de educación pública de Brasil en los próximos 10 años. Desafortunadamente, otros países latinoamericanos, tales como Venezuela y la Argentina, no han invertido los ingresos de su bonanza económica de la última década en mejorar la calidad de sus sistemas educativos.

Jeff Puryear, un experto en educación del centro de estudios Diálogo Interamericano en Washington DC, dice que la nueva reforma educativa de México es "verdaderamente histórica" y que la nueva ley de Brasil podría tener gran impacto si está acompañada por evaluaciones docentes y otras medidas de rendición de cuentas de los maestros.

Mi opinión: la buena noticia es que hay una creciente presión popular tanto en México como en Brasil para que se mejore la calidad educativa. En ambos países la gente es cada vez más consciente de que, en la economía global de hoy, la educación es lo que hace que los países produzcan bienes más sofisticados y sean más prósperos.

Ahora, lo más importante será que las sociedades civiles en México y Brasil mantengan la presión, porque los políticos tenderán a pensar que ya hicieron su labor al aprobar la ley y estarán tentados a ceder ante las protestas de los sectores más radicales y retrógrados de los sindicatos docentes.

Si no hay presión social, las reformas pueden diluirse. Las nuevas leyes de educación de México y de Brasil son históricas, pero la batalla por mejorar la calidad educativa recién empieza.

© LA NACION

Repost 0
Published by serale
Comenta este artículo
18 septiembre 2013 3 18 /09 /septiembre /2013 10:28

El rector del Nacional Buenos Aires, Gustavo Zorzoli, reconoció que está con el colegio "tomado por 40 estudiantes", a los que vinculó con el Partido Obrero, y que pasó la noche en la institución, aunque "no" está de rehén , ya que pudo ingresar y salir "sin problemas".

En diálogo con Radio Mitre, Zorzoli contó: "Hay unos 40 chicos, esencialmente de una agrupación que aquí tiene el nombre de Oktubre, que responde al Partido Obrero. Que tiene una directiva clara de tomar no solamente en el colegio sino en otras escuelas de la ciudad."

"Este colegio es un colador, tiene muchas puertas. De hecho pude salir en la noche a hacer recorridas para ver que todo estuviera en orden. No soy rehén, me quedé por voluntad propia", dijo Zorzoli, desmintiendo los rumores que indicaban que el rector no había podido dejar el colegio contra su voluntad.

Con respecto a la situación particular del Nacional Buenos Aires, el rector remarcó que este cambio curricular no los afecta. "Nosotros dependemos de la Universidad de Buenos Aires y en ese aspecto somos autónomos. Por lo tanto los planteos ni de la Nación ni de la Ciudad nos impactan. Para nada. El reclamo de los otros estudiantes no tiene ninguna injerencia en nuestro colegio. Pero ellos plantean la solidaridad con las otras escuelas. Yo no puedo hacer nada si la Ciudad o la Nación deciden implementar un plan de estudios diferente".

"Son 40 chicos sobre 2200. Ayer la asamblea fue muy grande y estuvo muy dividida. Por 14 votos sobre más de 1200 salió el sí a la toma", describió el rector.

lanacion.com

Repost 0
Published by serale
Comenta este artículo
18 septiembre 2013 3 18 /09 /septiembre /2013 09:19

Si un alumno de sexto grado que no esté entre los adelantados de su clase tuviera q escrivir esta nota podria llegar a acerlo asi o por lo menos a esa conclusion llego este periodista despues de relebar una serie de opiniones de docentes, funsionarios publicos y academicos de la lengua... Un orror.

Aunque los chicos leen y escriben más –por el uso de Internet, el mail y las redes sociales– tienen cada vez menos contacto con textos de calidad y con las reglas ortográficas, porque van poco a los libros. Así, les cuesta más organizar su escritura. Terminan absorbiendo estructuras ortográficas y sintácticas incorrectas y no se preocupan por las consecuencias de no poder expresarse claramente por escrito. Tampoco toman en cuenta que tener faltas puede restarle oportunidades laborales en el futuro.

“Se nota la falta de lectura, no conocen palabras de uso común”, da su diagnóstico Laura Olmos, una maestra que enseña desde hace 18 años y está a cargo de sexto grado en la escuela pública de Jornada Simple N° 16 Wenceslao Posse, frente al Parque Las Heras. “En el secundario, manda la inmediatez: quieren resolver todo ya, como en un buscador web. Si leen no se detienen a discutir una idea para desarrollar el juicio crítico, ni releen un trabajo antes de entregarlo”, advierte Mariana García, que enseña Lengua y Literatura a unos 120 chicos de tercero, cuarto y quinto año en dos colegios privados de Caballito. Esa dinámica, afirma, “hace que sean menos propensos a detectar sus propios errores”.

Los educadores creen que los alumnos de ahora, que nacieron con la PC y son “nativos digitales”, miran todo el tiempo imágenes y se aburren con los libros y los conceptos abstractos. Encima, como la memorización goza de mala reputación y las respuestas están atrás del doble click, la necesidad de recordar reglas y palabras difíciles está apagada. El resultado: también se complica la comprensión de textos.

La directora de Currículum y Enseñanza del Ministerio de Educación porteño, Gabriela Azar, que además está al frente del departamento de Educación de la Universidad Católica Argentina, reconoce la problemática y dice que existe un debate mundial. “Hay una sensación generalizada de que la ortografía pierde lugar porque los chicos escriben cada vez menos con papel y lápiz –explica–. Se trata de una discusión sobre los nuevos formatos de comunicación y la tecnología”. Azar apunta que incluso algunos pedagogos de renombre mundial, como Daniel Cassany y Emilia Ferreiro, piensan que corregir los errores ortográficos no es un eje central para aprender a escribir, una mirada con la que muchos docentes no concuerdan. No obstante, la funcionaria recalca que la escuela tiene la obligación de transmitir esos conocimientos básicos. En la Ciudad, se intentó vincular la tecnología con la ejercitación para revertir los errores. A través del Plan Sarmiento, los chicos tienen netbooks y conexión a Internet con programas educativos específicos. Pero, ¿alcanza?

“Mi papá era obrero y en mi casa todos los días estaba el diario y se compraban libros populares. Eso ya no pasa. Si en el año se lee solamente un libro en el aula, probablemente ese va a ser el único que el chico va a explorar en doce meses”, dice la maestra Olmos. Esa razón hace que cada vez se le deba dedicar más tiempo a la lectura en clase.

“He escuchado infinidad de casos en que los mayores se van a quejar porque al nene le bajaron la nota por las faltas en una prueba de Historia o de Geografía”, explica la la licenciada Patricia Nigro, ex maestra de grado y profesora universitaria de Teoría de la Lengua en la Universidad Austral, dónde además es investigadora.

En ese sentido, a fines de agosto trascendió un caso que ocurrió en Rapelli, en Santiago del Estero. Una docente de sexto grado de la escuela N° 766 fue golpeada por la madre de una alumna y la nena luego de que tuviera que ponerle una nota baja por presentar en clase una cartulina con graves errores ortográficos.

En la puerta de una escuela de Ciudadela, pleno conurbano, un maestro cuenta: “Un chico de quinto me dijo que quería ser escritor, pero que la madre le dice que no se preocupe porque las PC ahora tienen corrector automático”. Olmos cuenta una anécdota en su escuela de Recoleta, donde van chicos de bajos recursos: una nena prefería el diccionario online de la Real Academia Española antes que el de papel hasta que se dio cuenta de que no obtenía respuestas cuando tipeaba las palabras con faltas.

Nigro se queja de que existe “un sistema muy permisivo” que se alentó incluso desde el ámbito académico y que se suma a padres que todo el tiempo cuestionan a los educadores. Pesimista, concluye: “Estamos dejando que se deteriore lo mejor de nuestra sociedad, la capacidad de hablar, de escribir y de entendernos”.

clarin.com

Repost 0
Published by serale
Comenta este artículo
17 septiembre 2013 2 17 /09 /septiembre /2013 12:46

Carpa docente para exigir pago de sueldos

 

Las agrupaciones Granate y Marechal del SUTEBA Quilmes instalaron una carpa de reclamo frente a la sede de la Secretaría de Asuntos Docentes, debido a que muchos trabajadores no perciben sus salarios hace meses, sin que se tomen medidas para resolverlo.

La carpa fue montada frente a la sede oficial que está ubicada en avenida 12 de Octubre y Torcuato de Alvear, Quilmes Oeste. "De esta manera queremos hacer visible la problemática que se encuentra en un punto crítico, ya que aunque parezca obvio, los docentes necesitan su salario para alimentar a sus familias, y muchos debieron acceder a préstamos bancarios para subsistir", destacaron Marcela Suárez de la Granate y Pablo Insúa de la Marechal.

Los gremialistas enfatizaron: "Mientras la conducción del SUTEBA de Quilmes prioriza las acciones convenientes a la campaña electoral de sus partidos políticos, al igual que el Gobernador, no se termina de resolver el cobro de los haberes adeudados".

diariopopular.com
Repost 0
Published by serale
Comenta este artículo
17 septiembre 2013 2 17 /09 /septiembre /2013 09:58

Estudiantes porteños iniciaron ayer una toma de escuelas secundarias en rechazo de la aplicación de la reforma de la escuela media, pese a que el gobierno de la Ciudad había anunciado que la posponía hasta 2015. En ese contexto y en un cambio de actitud con respecto al pasado, el ministro de Educación de la Nación, Alberto Sileoni, se pronunció ayer en contra de este tipo de medidas por parte de los alumnos.

Al cierre de esta edición, cuando se cumplían 37 años de La Noche de los Lápices, había tres escuelas tomadas: el Normal 1, el Normal 2 y el Mariano Acosta. La Federación de Estudiantes en Lucha (FEL) anunció que durante esta semana se sumarían otras como el Otto Krause y las dependientes de la UBA, el Carlos Pellegrini y el Nacional de Buenos Aires.

Eduardo López, al frente de los docentes porteños de UTE, afirmó: “El Ministerio de Educación de la Ciudad sacó una solicitada en la que decía que iba a aplicar la Nueva Escuela Secundaria de Calidad en 2015 y ahora la directora de Planeamiento, Mercedes Miguel, sacó una circular en la que dice que se va a poner en marcha en 2014”. Anoche, sin embargo, el ministro de Educación porteño, Esteban Bullrich, aclaró que esa aplicación será “voluntaria”.

La preocupación de alumnos y docentes es la reducción de orientaciones, que hoy ascienden a más de 100, y de horas de materias clave como Historia. Ya hubo varias reuniones entre el gobierno porteño y diferentes comunidades educativas de la Ciudad, a partir del nuevo modelo que exige por resolución el Consejo Federal de Educación.

El ministro de Educación nacional, Alberto Sileoni, se sumó ayer a la polémica al afirmar en declaraciones radiales: “No queremos tomas, queremos que haya clases en todas las escuelas sin distinción, sean de la Ciudad o de cualquier otra provincia”. Su postura cambió con respecto al año pasado, cuando en plena reforma de las escuelas técnicas y con más de 50 escuelas tomadas en la Ciudad, el ministro rescataba aspectos positivos de las ocupaciones de esos colegios, en cuanto a la participación política de los estudiantes, y aseguraba que ese tipo de medidas “a veces son necesarias”.

Los estudiantes prefieren al Sileoni del año pasado. Paula Demarchi, del Centro de Estudiantes del Roca y de la Coordinadora Unificada de Estudiantes Secundarios (CUES), declaró ayer a la agencia DyN: “Estamos arrancando con las tomas de colegios y medidas de lucha contra la aplicación de la reforma de Macri. Se suponía que hoy era el plazo máximo para que las autoridades hicieran el pedido de adecuar los colegios a planes piloto pero nos enteramos que directamente están aplicando en las escuelas la reforma vaciadora”.

El ministro Bullrich consideró que “la toma de escuelas es un ataque a la escuela pública, está demostrado en la caída de matrícula en las escuelas tomadas a lo largo del tiempo”.

clarin.com

______________________________________________________________________________

Esteban Bullrich: "Con Mauricio Macri convocamos a un argentinazo, pero de escuelas abiertas"
El ministro de educación porteño criticó a los estudiantes que toman los colegios y advirtió que no darán marcha atrás con la reforma del plan de estudios

 

El Ministro de Educación porteño, Esteban Bullrich, dijo que "la toma de escuela es un ataque a la escuela pública, está demostrado claramente en la caída de matrícula en las escuelas tomadas a lo largo del tiempo".

En declaraciones a radio Mitre, el funcionario advirtió: "No hay razones para la toma. Matías y Lucía, (representantes de los Centros de Estudiantes de las escuelas Normal 1 y 2) estuvieron reunidos conmigo hace 10 días, acá no hay falta de diálogo".

Además, el jefe de la cartera educativa se preguntó: "Si hay un canal de diálogo, ¿por qué se interrumpe"? Al tiempo que advirtió: "Me piden por twitter, la orden de dar marcha atrás, y no lo voy a hacer, porque sería faltarles el respeto a las comunidades educativas que han trabajado".

Bullrich instó a terminar con la violencia de cerrar escuelas y empezar a abrirlas en serio para que todos los argentinos puedan terminar el secundario. "Con Mauricio Macri convocamos a un argentinazo pero de escuelas abiertas". "Por ese argentinazo vale la pena luchar, no por el argentinazo de la escuela cerrada, que no le sirve a nadie", aclaró.

El Ministro de Educación agregó que "cada día de toma se deberá recuperar en diciembre o en febrero, el año pasado muchos estudiantes perdieron la posibilidad de tener el título en diciembre y esto los perjudicó".

Finalmente, el funcionario porteño dijo que trabajando y escuchando a las comunidades educativas dijimos que "los cambios no se implementarán en 2014 sino voluntariamente en 2014, en aquellos establecimientos que así lo hayan definido, mientras que las escuelas que no hayan llegado a adaptarse a los cambios curriculares, tendrán un 1 año más y comenzarán en 2015 a implementar la nueva escuela secundaria", agregó.

lanacion.com

Repost 0
Published by serale
Comenta este artículo