Texto Libre

Estadísticas del Blog desde su creación al 31 de julio de 2013

 

 

 Fecha de creación: 19/02/2009
 Páginas vistas:  283 129 (total)
 *Visitantes únicos: 191 825
 Día récord: 05/06/2013 (5720 Páginas vistas)
 Mes récord: 10/2012 (19 456 Páginas vistas)

* Número de personas diferentes que visitaron tu blog en un día

 

 

 

 

Presentación

Crear un Blog

Calendario

December 2014
M T W T F S S
1 2 3 4 5 6 7
8 9 10 11 12 13 14
15 16 17 18 19 20 21
22 23 24 25 26 27 28
29 30 31        
<< < > >>

Recomendar

visitantes online

reloj para blog html clock for websites contador de usuarios online
Sunday 8 november 2009 7 08 /11 /Nov /2009 00:30

¿Para qué sirve la escuela hoy? ¿Cómo es la escuela pública hoy? Veamos qué piensa Martín Caparrós sobre el tema:

 

“Soy un producto de la escuela pública argentina y a veces, cuando me distraigo, me da orgullo; mi hijo también fue a la escuela pública y acaba de terminar su quinto año. Pero en las décadas que pasaron desde que empecé primer grado –inferior– nuestro sistema educativo cambió brutalmente. Cuando yo era chico sólo iban a colegios privados los garcas que querían educarse a fuerza de hostias y los raros que preferían hablar otros idiomas y los vagos que la escuela pública no soportaba más. Pero mis amigos y yo –hijos de la clásica clase media porteña– sabíamos que el sistema de educación estatal era nuestro lugar: la escuela pública era la mejor, la primera opción. Ahora no: mis amigos dudan mucho antes de mandar a sus hijos a una escuela del Estado –y la mayoría no lo hace”.

“La educación pública ya no es para todos, ni para el que la elige; es para quien no tiene más remedio. Tres de cada cuatro alumnos estatales pertenecen al tercio más pobre de la población. Entre el 20 por ciento más pobre, nueve de cada diez van a la escuela pública; entre el 20 por ciento más rico, uno de cada siete. Y la tendencia se acelera: en 1997 el 24 por ciento de los chicos acomodados iba a escuelas públicas; en 2006, según un informe del Centro de Estudios de Políticas Públicas, sólo el 15 por ciento. Las cifras precisan lo que ya sabemos: que los padres quieren mandar a sus hijos al privado porque –mejores o peores– por lo menos les garantizan que van a tener clases. Cosa que el Estado no consigue hacer. Así que, entre 2003 y 2006, en apenas tres años kirchneristas, 800.000 argentinitos –casi todos los que pueden– pasaron del público al privado. En la escuela sarmientina quedan los que no pueden: los más pobres”.

“El fracaso de la educación pública es el efecto más espectacular del derrumbe del Estado argentino”.

 

“La educación pública servía para equilibrar, para integrar, para “redistribuir” –y para producir un país más educado, con mejores posibilidades en todos los terrenos. Ahora parece como si no importara. Y, de hecho, no les importa a los que manejan el Estado: hace mucho que mandan a sus chicos a colegios privados”.

 

“Así que tengo una propuesta populista para encarar la cuestión educativa. Es una ley que habría que votar cuanto antes: “Queridos gobernantes, no todo pueden ser alegrías, ganancias extraordinarias, honores merecidos, gratitud popular. Los cargos deben tener alguna carga. Y ésta será modesta pero inflexible: se ordena, so pena de prisión y pedorreta pública, que todos los funcionarios del Estado –de un nivel equis para arriba– manden a sus hijos y nietos, sin excepción, a la escuela estatal más cercana”. Es posible que, entonces, la educación pública mejore seriamente”.

 

 

Muy interesantes conceptos de Martín Caparrós y están en “Línea con el blog”. Es patético que 3 de cada 4 alumnos de las escuelas públicas pertenezca al tercio más pobre de la población. Es alarmante que entre 2003 y 2006 800.000 mil chicos hayan pasado desde la escuela pública a la escuela privada. Si la tendencia continúa ¿Seguirán existiendo las escuelas públicas en dos o tres décadas?

 

Es que la tendencia es esa, el vaciamiento financiero que se escapa por agujeros de corrupción y mala administración; y la perdida de matrícula son dos factores a tener en cuenta. Cada vez que una familia puede pagar una cuota el resultado es que sus hijos van a una escuela privada. Así, la escuela pública va quedando para los más pobres, pero al mismo tiempo los más pobres van desertando porque la escuela ya no les garantiza-como decía Raúl Guevara- mucho.

 

Esta doble combinación me lleva a la misma pregunta ¿Existirán las escuelas públicas en tres o cuatro décadas?

 

Fuente:

http://criticadigital.com/index.php?secc=nota&nid=19607&pagina=2
Por serale
Escribir un comentario - Ver los 0 comentarios
Volver a la página principal
 
Crear un blog en OverBlog - Contacto - C.G.U - Remuneración por el programa "Gana con tu Blog" - Reportar un abuso - Artículos más comentados